logotipo

¿Pero qué es un décimo?

Veamos una serie de terminos básicos antes de entrar en detalles sobre el sorteo de Navidad.

Serie: conjunto formado por un billete de cada número que participa en el sorteo. Es decir, cada serie consta de 85.000 billetes, uno de cada número (del 00000 al 84999) y hay 195 series.

Billete
: es la serie para un número determinado. Como el sorteo consta de 195 series, de cada número se emiten 195 billetes. Un billete cuesta 200 euros y se divide en 10 decimos de 20 euros.

Décimo: décima parte de un billete, los que habitualmente compramos en la administración de loterías. Cada décimo cuesta 20 euros.

 

Participación: Parte de un décimo. Generalmente son las que compramos a asociaciones y organizaciones y juegas una parte de un décimo. Pueden tener "recargo", algo de dinero que donas a la asociación.


¿Cuanto me toca?

Multiplica el valor Premio por euro por la cantidad que juegas en un número para averiguar cuanto te tocaría.

Nº Premios Premio Premio al décimo Premio por euro
1 Gordo 400.000 € 20.000 €
1 Segundo 100.000 € 5.000 €
1 Tercero 50.000 € 2.500 €
2 Cuarto 20.000 € 1.000 €
8 Quinto 5.000 € 250 €
1.774 Pedrea 100 € 5 €

 

Además, también se obtiene premio con las siguientes aproximaciones:

2 premios de 20.000 euros a los números anterior y posterior al primer premio.
2 premios de 12.500 euros a los números anterior y posterior al segundo premio.
2 premios de 9.600 euros a los números anterior y posterior al tercer premio.
297 premios de 1.000 euros a la centena del primero, segundo y tercer premios.
198 premios de 1.000 euros a la centena de los cuartos y quintos premios.
2.547 premios de 1.000 euros a todos los billetes cuyas 2 últimas cifras coincidan con los del primero, segundo o tercer premios.
8.499 reintegros (coincidencia de la última cifra del primer premio) de 200 euros.

Por lo tanto suele haber una probabilidad del 15% de conseguir un premio por cada número.



¿De donde viene?

La actual Lotería Nacional de billetes nació en España durante la Guerra de la Independencia. D. Ciriaco Gonzalez Carvajal, Ministro del Consejo y Cámara de Indias, pensó en "un medio de aumentar los ingresos del erario público sin quebranto de los contribuyentes". Ante las Cortes Generales y Extraordinarias en Cádiz, presentó un proyecto de Lotería, cuyo precedente era la que existía en nueva España, actual Méjico, desde 1.771 y cuyo establecimiento se debió a Carlos III. La propuesta tuvo una acogida muy favorable y, en sesión de 23 de noviembre de 1.811 de las Cortes de Cádiz, fue aprobada sin un sólo voto en contra. Esta Lotería, cuya instrucción se publicó el 25 de diciembre de 1.811, fue denominada por el pueblo " Lotería Moderna" para diferenciarla de la Lotería de números o "Lotería Primitiva" instituida en 1.763, por el Ministro de Hacienda de Carlos III, Marqués de Esquilache. El 4 de marzo de 1.812, quince días antes de que se proclamara la primera Constitución de nuestra historia, se celebró en Cádiz el sorteo de esta nueva modalidad de Lotería. Al principio estuvo circunscrita a Cádiz y San Fernando, más tarde saltó a Ceuta, y según iban retirándose los ejércitos napoleónicos se iba extendiendo su venta, primero al resto de Andalucía y después por toda España. El último sorteo de la Lotería Moderna que se celebró en Cádiz tuvo lugar el día 27 de enero de 1.814, cambiando su sede a Madrid que estrenó sorteo el día 28 de febrero de 1.814. Muy pronto se marcó una decidida preferencia del público por la Lotería Moderna, frente a la Primitiva, que quedaba patente en las cifras de ventas. En el periodo de 1.815 a 1.817 la Lotería Moderna duplicaba los ingresos de la Primitiva y en los dos años siguientes los doblaba con creces. En 1.817 funcionaban en España 497 administraciones de Lotería, de las cuales veinticinco estaban situadas en el casco de Madrid y cinco estaban en el casco urbano de Barcelona, siendo desempeñadas todas por varones, excepto dos, una en Barcelona y otra en Murcia, regentadas por mujeres.

¿Quienes son los niños de San Ildefonso?

Cuando cada año, el 22 de Diciembre, nos levantamos y ponemos la radio o la televisión, las voces de los niños del Colegio de San Ildefonso se convierten en protagonistas de una esperanza, la de la fortuna que ellos van a derramar por todos los lugares de nuestra geografía y la de la aventura de cada uno de ellos.
Los niños de San Ildefonso llevan más de dos siglos cantando los números de la Loteria Nacional. El Primer Sorteo en el que toman parte los niños como extractores fue el 9 de marzo de 1771. El Colegio de San Ildefonso es la Institución de Madrid dedicada a la infancia más antigua con más de 500 años de existencia. Sus orígenes datan de 1543, año en que Carlos V concedió una Real Cédula que dotaba al Colegio de los bienes precisos para atender a sus fines. Para actuar en los sorteos de la Loteria, se selecciona a aquellos niños y niñas que tienen buen timbre de voz y pronunciación clara, a los que se ejercita para la fácil y rápida lectura de los números y se les adiestra en el manejo de las bolas de los sorteos mediante ensayos continuos con material que la Loteria Naciona tiene a disposición del colegio.
Saber cantar números y premios tiene su técnica. La historia de esas jornadas en relación con los niños cantores está llena de anécdotas y curiosidades. Algunas llegan a la información que en esa fecha se hace en los medios de comunicación. Otras quedan en la intimidad y el recuerdo de quienes cantan aquel día números y premios.
Fue el 9 de marzo de 1771 que por vez primera un alumno de esta benéfica Institución, el niño de siete años, Diego López, sacó y cantó el premio. Y desde entonces, año tras año, los alumnos primero, y desde 1984 también las alumnas han venido prestando su colaboración con la lotería, transformándose pues en parte integrante de la Historia de nuestra Lotería Nacional, que a su vez es una de las más antiguas del Mundo

@2017 Xplota Soluciones